La Zona Especial de Desarrollo Mariel es un proyecto dirigido a fomentar el desarrollo económico sostenible de Cuba, a través de la atracción de inversión extranjera, la innovación tecnológica y la concentración industrial. Cuenta con una extensión de 465,4 Km.² y se localiza al oeste de La Habana, a una distancia de 45 Km.

Este proyecto cuenta con ambiciosos objetivos como son la atracción de la inversión extranjera; la obtención de un desarrollo industrial que permita generar exportaciones y promover la sustitución de importaciones; la promoción de la transferencia de tecnología de avanzada, know-how y de habilidades gestoras; la creación de nuevas fuentes de empleo y de financiamiento; y el desarrollo de infraestructuras y servicios que posibiliten el disfrute de una plataforma de negocios eficaz y eficiente. Con todo ello se pretende contribuir al éxito de las inversiones que en ella se establezcan.

La Zona Especial de Desarrollo Mariel está sujeta a su propia normativa, contenida en el Decreto Ley 313/2013 y sus normas complementarias. El Decreto Ley 313 le otorga un conjunto de regímenes especiales, que conforma un escenario más atractivo para la inversión de empresas cubanas y extranjeras.

Dentro del conjunto de regímenes especiales característicos de esta zona, hay que destacar las ventajas derivadas del régimen especial tributario del cual se benefician las empresas que desarrollen su actividad en la misma. Entre ellas, sobresalen las siguientes ventajas fiscales:

  • Tributo por la utilización de Fuerza de Trabajo: Conforme al Régimen Especial ZED Mariel no se está sujeto, mientras que en el régimen general de la Ley Nº 113 se experimenta una reducción progresiva del 20% al 5% en 2017.
  • Tributo sobre Utilidades: Conforme al régimen especial, estará exento durante los primeros 10 años, pudiéndose prorrogar la exención excepcionalmente por un período superior. Transcurrido el plazo de 10 años o la prórroga excepcional, el tipo sería de 12%, mientras que en el régimen general es del 35%.
  • Tributo Aduanero por Medios y Equipos para la inversión: No se está sujeto al mismo en la ZED Mariel, mientras que, conforme al régimen general, dependerá del equipo.
  • Tributo sobre Ventas o Servicios: Se está exento durante el primer año en la ZED Mariel, siendo posteriormente del 1%. Conforme al régimen general el tipo sería de 10%.
  • Contribución a la Seguridad Social: Tipo del 14% común en el régimen especial ZED Mariel y en el régimen general.
  • Contribución al Desarrollo Local: No se está sujeto conforme al régimen especial, mientras que según el régimen general dependerá de la localidad.

Finalmente, entre las obligaciones de los empresarios asentados en la Zona Especial de Desarrollo Mariel, cabe destacar que los concesionarios y usuarios contribuirán a la formación de un Fondo de Desarrollo para la manutención de la Oficina y el mantenimiento de sus áreas comunes, con un pago trimestral del 0,5 % de los ingresos brutos obtenidos en cada trimestre. En el caso de que los concesionarios y usuarios no obtuvieran ingresos en un ejercicio fiscal, realizarán un aporte anual al Fondo de 600 pesos cubanos convertibles.

De todo lo expuesto se puede inferir que la Zona Especial de Desarrollo Mariel constituye un importante proyecto que supone un paso más en la apertura de Cuba, configurándose como una oportunidad de inversión a tener en cuenta por aquellos empresarios interesados en internacionalizar su actividad comercial.